La importancia de las aficiones

PIN

Cuando las responsabilidades se acumulan y el estrés aumenta, lo primero que tendemos a dejar de lado son las aficiones. Nos decimos a nosotros mismos que «no tenemos tiempo suficiente» para las aficiones cuando hay otras tareas importantes que exigen nuestro tiempo y atención.

Es innegable que hay responsabilidades que requieren una alta prioridad en nuestra vida diaria, y momentos en los que nuestra agenda se vuelve especialmente ajetreada, precisa la Academia TEBA. Sin embargo, las aficiones desempeñan un papel importante en el mantenimiento de nuestro estado de ánimo y bienestar general, y merecen un tiempo en nuestra agenda.

Disfrutar – A veces, el aspecto más importante de las aficiones que olvidamos es que las aficiones deben ser divertidas. Son cosas que hacemos para nosotros mismos porque las disfrutamos, y no requieren la aprobación de los demás para ser importantes o gratificantes.

Estado de ánimo – Dedicar tiempo a hacer lo que nos gusta desempeña un papel fundamental en nuestro estado de ánimo general. En épocas de mucho trabajo, nos sentimos irritables si no hemos dedicado tiempo a actividades divertidas recientemente. Invertir un poco de tiempo en nuestra agenda semanal para los pasatiempos puede mejorar nuestro estado de ánimo, reducir el estrés y mantenernos comprometidos con una mentalidad más positiva.

Conexión – Las aficiones son también una forma de conectar con los demás. A menudo sentimos una sensación de parentesco con otras personas que comparten intereses similares, tanto si las conocemos por primera vez como si descubrimos un interés compartido con el tiempo. Otras veces, las aficiones pueden compartirse físicamente con otras personas a través de grupos o regalando el resultado de nuestras aficiones.

Satisfacción – Tener una salida para nuestro lado creativo y energético puede ser muy satisfactorio. Tanto si las aficiones son «prácticas», como la pintura o la jardinería, como si son «de alto impacto», como la danza o el deporte, o «de ritmo lento», como la lectura de un buen libro, nos llenan de satisfacción. Esto puede deberse a la canalización de nuestra energía en una actividad querida, a la consecución de un objetivo, a la creación con nuestras manos o a la posibilidad de satisfacer necesidades que no están cubiertas en otras áreas de nuestra vida.

Efecto dominó – El valor oculto de los pasatiempos es cómo puede inspirar a otros. A menudo nos fijamos en lo que hacen los demás para informar sobre nuestra propia vida y nuestras elecciones, y, nos demos cuenta o no, otras personas de nuestra vida hacen lo mismo. Si hacemos lo que nos gusta y dedicamos tiempo a nuestras aficiones, podemos dar ejemplo a las personas que tenemos cerca.

Ésta es sólo una breve lista del valor y la importancia de las aficiones, y de cómo pueden influir positivamente en nuestro estado de ánimo y en nuestro día a día. Las aficiones también pueden contribuir a nuestra identidad como persona completa, además de nuestros otros papeles en la vida. Sea cual sea su afición, encontrar una forma de añadir un poco de diversión a su semana, aunque sea de 20 a 30 minutos, puede ser una inversión bien hecha.